Loading...



10 curiosidades sobre el vino que quizá no conocías .

Noticias y Eventos

El vino se descubrió por azar, como la mayoría de los grandes cosas de este mundo. Un día en la antigua Mesopotamia, unas uvas fermentaron en una vasija de cerámica casi por accidente. La bodega más antigua data de hace 8.000 años en lo que hoy se conoce como Armenia. Desde entonces, el vino ha acompañado a cientos de civilizaciones a lo largo de la Historia y hasta nuestros días como invitado habitual en cualquier mesa o celebración.
  
Un placer para los cinco sentidos
El vino estimula cada sentido del cuerpo. La vista, al percibir su color; el tacto, al coger la copa; el olfato, al buscar su aroma; el oído, durante el brindis; y cómo no, el gusto, al saborearlo.

Su temperatura, cuestión de química
¿Por qué los vinos blancos se sirven más fríos que los tintos? El motivo se reduce a que los vinos tintos son mucho más complejos químicamente y deben por tanto beberse a una temperatura que permita percibir su acidez a cada trago.

El año impreso en la etiqueta
¿A qué se refiere el año en la etiqueta de una botella de vino? ¿a la fecha de embotellado o a cuándo se recogieron sus uvas? En teoría, el año que figura en la etiqueta hace referencia al año en que se recolectaron la mayoría de las uvas empleadas en su elaboración.

El vino no tiene color
La mayoría de los mostos, los de uvas negras incluidos, son incoloros. El color se produce a posteriori durante la maceración y por las antocianinas, unos pigmentos hidrosolubles situados en la piel de las uvas y otras células vegetales. La forma en la que se extraen las antocianinas mientras las uvas fermentan condicionará el color final del vino.

Se produce vino en los cinco continentes
Todos los continentes sin excepción, son productores de vino. Incluso la Antártida ya cuenta con viñedos en los Valles Secos de McMurdo.
 
Las avispas y su dedicación al vino
Sin el trabajo de las avispas, posiblemente no existiría el vino. Aunque actualmente la tecnología ha reemplazado su labor, el trabajo de las avispas ha sido fundamental desde el principio de los tiempos. Las levaduras y hongos que posibilitan que el vino fermente y que en verano crecen en la piel de las uvas, desaparecerían por completo en invierno si no fuera porque las avispas las ingieren. Estas apasionadas de las uvas, alimentan a sus larvas con la uva masticada y de esta manera las levaduras perduran en el estómago de las larvas en invierno. Cuando las larvas se transforman en avispas, las introducen de nuevo en las uvas dando comienzo así a un nuevo ciclo del vino.

Europa, el mayor viñedo del mundo
Los grandes productores de vino del planeta son Italia, Francia y España, en este orden. Un hecho que trae consigo una curiosa casualidad: Europa produce más vino que todo el resto del mundo junto. No obstante, en el top 10 de países productores sólo hay 4 países europeos, los ya citados en el pódium además de Alemania cerrando el ranking. Completarían la clasificación Estados Unidos, Argentina, Chile, China Australia y Sudáfrica.

Hay vinos sin uva
Aunque para muchos, no es vino si no está hecho con uvas, hay algunos ejemplos curiosos, como el Ormeto canadiense elaborado con tomates fermentados.

​Una botella de vino contiene todos los minerales básicos
Además de ser libre de grasas o colesterol, una botella de vino contiene todos elementos básicos que hacen posible la vida humana tales como calcio, cloruro, cromo, cobre, yodo, hierro, magnesio, fósforo, potasio, selenio, sodio y zinc.

La música matiza el sabor de un vino
La música puede marcar o cambiar la percepción que se tiene del sabor de un vino. Así lo demostró un experimento realizado por la Universidad Heriot Watt de Edimburgo en el que algunas personas que bebieron vino cuando escuchaban Carmina Burana, afirmaron que éste tenía un sabor poderoso y fuerte. Otros, consumiendo el mismo vino, pero escuchando una canción pop moderna, subrayaron que era sabroso y refrescante.

Más información: http://www.labrujulaverde.com/2015/02/10-cosas-que-probablemente-no-sabias-sobre-el-vino